Impacto 107.3

viernes 12 de julio de 2024

Bella Vista: Cielo Claro | Ahora: 13.39°C | ST: 11.75°C

Una estrella de Only Fans fue detenida en Estados Unidos y se enamoró del guardia que la revisó desnuda

La modelo Mikaela Testa habló sobre las desgarradoras 30 horas que pasó encerrada en una celda antes de ser deportada a su país y aseguró que padece el “síndrome de Estocolmo” con un policía.

Esta semana, la estrella de Only FansMikaela Testa reveló que fue detenida por las fuerzas fronterizas estadounidenses durante más de 30 horas antes de ser deportada a Australia y contó en detalle lo que padeció

Después de volar de Perth a Los Ángeles, la influencer australiana de 23 años fue inmediatamente abordada y detenida por funcionarios de Estados Unidos debido a una falla accidental de su Sistema Electrónico de Autorización de Viaje.

Ya detenida, la policía comenzó a hacerle preguntas sobre las personas que conocía en Los Ángeles, sobre su estado financiero y su participación en actividades ilegales. Además, tuvo que entregar su teléfono celular. Pero lo que más angustió a Mikaela fue que le pidieran que se desnudara por completo.

Mikaela Testa es una reconocida modelo de OnlyFans. (Foto: Instagram @mikaelatesta)
Mikaela Testa es una reconocida modelo de OnlyFans.

“Me registraron toda, tuve que quitarme toda la ropa en una habitación que parecía sacada de una película de guerra, solo había tampones, una tetera y una taza de fideos instantáneos”, contó en un descargo que subió a sus redes sociales.

A medida que pasaban las horas, se sintió cada vez más angustiada y explicó que estaba aterrorizada de que se le prohibiera la entrada al país norteamericano como le contaron las otras chicas que conoció en la sala de detención.

Testa dijo que estaba aliviada de estar en casa en Australia. (Foto: Instagram / @mikaelatesta)
Testa dijo que estaba aliviada de estar en casa en Australia.

Como si fuera poco, la influencer confesó que pudo haber experimentado el “síndrome de Estocolmo” y que se enamoró del guardia que la revisó y la interrogó. “No puedo dejar de pensar en este hombre. Estoy enamorada de él, fue muy amable conmigo”, relató. “Estuve allí durante días y solo quería verlo y hablar con él”, agregó después.

Finalmente, Mikaela fue deportada a Australia y sostuvo que estaba agradecida de sentirse segura nuevamente, pero afirmó que otros no tuvieron tanta suerte. “Cuando estás detenido, no tenés derechos. Pueden apoderarse de sus dispositivos para siempre, pueden descargar cualquier cosa. Básicamente te poseen cuando pones un pie en ese país”, dijo en referencia a Estados Unidos.